Divines Dones – Acto Poético de ADAB

Las mujeres de A.D.A.B. llevamos a cabo un acto poético denominado "Divines Dones", el pasado martes  13 de junio.

El acto "Divines Dones" consistió en una caminata por el Paseo del Mar, vestidas como si fuéramos de boda (metafóricamente nuestra boda: nos hemos casado con nosotras mismas, juntando nuestra parte divina con nuestra parte humana y nuestra parte femenina con nuestra parte masculina...) Y así de elegantes a la par que atrevidas, bailamos, jugamos, reímos, y celebramos, pasándolo en grande.

Las personas de todas las edades y géneros que se cruzaron con nosotras interactuaban con sonrisas, movimientos, palabras amables... y así íbamos creando una energía expansiva muy bonita y alegre.

De alguna manera, también era un acto de transgresión a una creencia que no tiene ninguna base científica. Según esa creencia popular, los días 13 y martes son de mala suerte. Y nosotras hemos querido quebrantar este "maleficio" con nuestro acto poético "Divines Dones".

¿De dónde viene esa creencia?

El número 13, desde la antigüedad, fue considerado por los cristianos como de mal augurio, ya que en eran doce apóstoles y Jesús, considerando a Judas, el traidor, como el número 13. La Cábala enumera a 13 espíritus malignos, y una leyenda escandinava cuenta que, en una cena de dioses en el Valhalla, Loki, el espíritu del mal era el 13º invitado. En el Tarot, este número hace referencia a la muerte, como cambio o transformación.

Sin embargo, en las antiguas escrituras, donde se exalta la importancia de las matemáticas y de la geometría sagrada como parte del lenguaje divino, el nº13 es un número sagrado, considerado  como "renacimiento después de la muerte".

Por otro lado "martes" es una palabra que deriva del nombre de un dios de la mitología romana: Marte, el dios guerrero que protegía a su pueblo contra sus enemigos, asociado a la tierra, a la protección física y espiritual de los cultivos y que significa voluntad, energía, tensión y agresividad. Otros atributos de Marte son la intrepidez, la temeridad, el valor, la osadía y la fuerza viril. El día martes está regido por Marte,el planeta rojo.

Tal vez por la influencia del dios de la valentía, las mujeres de ADAB, que comenzamos caminando sin prisas, con movimientos muy femeninos y ondulantes de caderas, muy ying, muy venusinas, llegó un momento en que nos salió el atrevimiento, o nuestra parte más yang, más masculina. ¡¡Pudimos casar nuestras dos partes, equilibrarlas!! 

Al principio del paseo  las "Divines Dones" llevábamos unos andares tranquilos, paramos a llevarle flores a la estatua de Carl Faust, caminamos sobre el escenario que se encuentra junto al monumento a la sardana, como si fuéramos modelos en una pasarela... y poco a poco nos volvíamos más activas, más decididas, más arriesgadas, y resueltas: jugamos con el agua del estanque, bailamos y saltamos descalzas en el césped, felices como niñas, bailamos con los árboles, bailamos con los velos, bailamos entre los paseantes y los turistas, bailamos y bailamos cada vez más... ¡el caminar se había transformado en un baile!

Saltamos girando una farola, entramos en la rotonda del puerto donde hay una gran piedra con cadenas de hierro y anclas enormes dispuestas a modo de escultura, y se nos ocurrió ser nosotras mismas parte de esa escultura, construyendo con nuestros cuerpos una escultura viva, creando algo nuevo. ¡¡Fueron unos instantes realmente mágicos!!

Bailamos por el puerto y continuamos bailando hasta llegar a la cala de Santa Ana, donde finalizó nuestro acto poético, habiendo pasado una tarde diferente y divertida, con momentos venusianos y momentos marcianos, con mucha complicidad, mucha ternura y muchas risas.

Así que desde ahora los días 13 y martes seguramente nos recordarán el día DD: "Divines Dones"

Gracias a todas las participantes: a las que estaban en cuerpo y alma, y a las que por diversos motivos no pudieron acudir a la cita DD.

Y muchísimas gracias también a Sisco y a Pepe, encargados de la documentación gráfica del evento.

También te podría gustar...